lunes, 28 de mayo de 2012

El hombre que era un hombre para el hombre

He escrito una breve entrada en castellano en la Wikipedia al mas humilde de los poetas estadounidenses, Sam Walter Foss, y traducido para mi Museo literario su poema más célebre, La casa al lado del camino, ahora que todo el mundo habla del centenario de Campos de Castilla, de Machado. También es un poema sobre un hombre y un camino, y es muy conocido por los norteamericanos, como el sin duda más célebre de Robert Frost, con quien tiene no poco en común. Dejo aquí copiada mi adaptación:


La casa a la vera del camino



Hay almas ermitañas que viven retiradas 
en la paz de su propio contenido. 
Hay almas como estrellas a lo lejos, grandes si te acercas al firmamento.
Hay almas pioneras cuyo fuego sigue veredas 
hacia donde nunca llegaron los caminos; 
pero, a mí, dejadme vivir en mi casa
junto al camino,
y ser un hombre para el hombre.

Quiero vivir en una casa al lado del camino
por donde todo género de hombre pasa,
los buenos y los malos, tan buenos y tan malos
como yo.
No quiero sentarme en la silla del altivo
ni cínico impedir el paso;
quiero vivir en una casa al lado del camino
y ser amigo de la gente.

Contemplo en casa al lado del camino,
al lado del camino de la vida,
a hombres apresurados por el fuego de la esperanza
y a hombres que son débiles luchando;
pero yo no me aparto de sus sonrisas ni sus lágrimas,
partes ambas de un plan infinito:
quiero vivir en mi casa al lado del camino
y amistar con los hombres.

Sé que hay arroyos, pastos alegres adelante
y montañas de fragosas alturas;
que el camino pasa a través de una larga tarde
y más allá hasta la noche;
pero, aún así, me alegro
cuando los viajeros se regocijan
y lloro con los forasteros que gimen;
no viven en mi casa al lado del camino,
como quien vive solo.

Dejadme vivir en mi casa al lado del camino
por donde todo género de hombre pasa:
son buenos, son malos, son débiles, son fuertes,
sabios, tontos... como yo.
Así que, ¿por qué sentarme en la silla del altivo
o cínico cortar el paso?

Dejadme vivir en mi casa, al lado del camino,
y ser un amigo para todos.